Inicio / Detodocorazon.mx / Nuevo estudio en mujeres con la enfermedad de Fabry

Nuevo estudio en mujeres con la enfermedad de Fabry

Shire Pharmaceuticals México, S.A. de C.V. filial de Shire HGT, la compañía global biofarmacéutica de especialidades, anunció el día de hoy que los resultados de un estudio observacional publicados en el número de Junio del  2009 en la Revista Genetics in Medicine demuestran que la terapia de reemplazo enzimático (TRE) con 0.2 mg/kg de REPLAGAL es eficaz para tratar algunos de los signos y síntomas de la enfermedad de Fabry en las mujeres que padecen esta enfermedad. Se evaluaron los beneficios clínicos, incluidos la estabilización y la mejoría de la función renal en pacientes con insuficiencia renal crónica (IRC) en etapa 2, la mejoría en la estructura cardíaca en algunas pacientes y la reducción del dolor y de la incidencia de la enfermedad. Las conclusiones de los autores  de este estudio observacional, que incluyó información de 36 mujeres con un periodo de seguimiento de 4 años, indica que las mujeres con signos y síntomas de la enfermedad de Fabry deberían ser consideradas para una TRE con agalsidasa alfa; pero hicieron notar que la población de pacientes estudiadas quizás no sea representativa de la población general de mujeres con enfermedad de Fabry.
 
%u201CNuestra investigación ha generado información relevante y significativa que demuestra que el tratamiento a largo plazo con agalsidasa alfa estabiliza la función renal y mejora la función cardíaca. Esto puede tener importantes beneficios para las mujeres con la enfermedad de Fabry como el presentar un menor riesgo de insuficiencia cardíaca%u201D, dijo el profesor Dr. Christoph Kampmann, co-autor del estudio, del Centro para Enfermedades de Depósito Lisosomal (Centre for Lysosomal Storage Diseases), del Hospital Infantil de la Universidad de Medicina Johannes Gutenberg, Mainz, Alemania.
                                            
Debido a que las mujeres comúnmente se describen como %u201Cportadoras%u201D de la enfermedad de Fabry, la verdadera incidencia de su enfermedad a menudo se subestima, lo cual da lugar a un retraso en el diagnóstico e inicio del tratamiento; aunque está documentado que, sin tratamiento, su vida generalmente se reduce en 15 años en comparación con la de la población general.1
 
%u201CNuestro estudio llama la atención sobre el hecho de que, si bien el inicio y la expresión de la enfermedad en las mujeres, pueden presentar más variabilidad que lo observado en los hombres; es posible que las mujeres experimenten un impacto similar de la enfermedad de Fabry y puedan beneficiarse del tratamiento a largo plazo con la agalsidasa alfa%u201D, afirmó el profesor Christoph Kampmann.
 

Acerca Redacción

También te puede interesar

Que el frío no te enferme

Con la llegada del invierno y debido a la menor exposición solar, hay una disminución …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *