Sinave ha estudiado 7 millones 189 mil 826 casos relacionados con SAR-CoV-2 en México

Informar con claridad es una convicción de este gobierno y en el caso de las pandemias y la salud pública, empata con principios técnicos en lo referente a comunicación de riesgos, aseguró el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez.

Los cambios a la estrategia de información sobre la epidemia fueron analizados desde hace un mes y los canales de comunicación permanecerán abiertos, subrayó.


En la penúltima conferencia de prensa para informar sobre la pandemia de COVID-19, el director general de Epidemiología, José Luis Alomía Zegarra, destacó el trabajo realizado por el Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica para identificar los efectos del virus en las personas y poder generar información para la toma de decisiones en los diferentes campos de atención.


Hasta este día, informó, el Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica (Sinave) ha estudiado siete millones 189 mil 826 casos relacionados con SAR-CoV-2, cifra histórica al ser la primera vez que se monitorea, detecta, notifica, da seguimiento y clasifica esta gran cantidad de datos que están disponibles para consulta pública.


Además, han sido emitidos 504 informes técnicos sobre la situación de la pandemia en México.


Explicó el comportamiento de la epidemia a lo largo de los meses y las acciones realizadas en cada una de las fases, en los puntos intermedios y en los picos de mayor velocidad de contagios en junio de 2020 y enero de 2021.


Puntualizó que en más de 100 años el mundo no había enfrentado una pandemia de esta magnitud, y siempre existe el riesgo de que en cualquier momento los virus o microorganismos con estas características puedan mutar y representar rápidamente un riesgo.


Resaltó la respuesta colectiva ante SARS-CoV-2 en todos los niveles del Sistema Nacional de Salud, donde los equipos han trabajado de manera coordinada desde la fase de preparación hasta la fecha, y en este momento México tiene un sistema de salud mucho más preparado, más fortalecido, en función de capacidades para poder enfrentar futuros retos.


Nuestro país, detalló, fue el primero en América Latina en desarrollar la primera prueba confirmatoria del virus SARS-CoV-2, mediante Reacción en Cadena de la Polimerasa, conocida como PCR, la implementación de la Jornada Nacional de Sana Distancia, la reconversión hospitalaria y la operación del Semáforo de Riesgo Epidémico.  


El funcionario explicó las tres fases desde el inicio de la pandemia: importación, transmisión comunitaria y epidémica. Habló de la etapa de preparación con el monitoreo y el alertamiento de la emergencia sanitaria para tomar decisiones antes de que se confirmara el primer caso de COVID-19 en el territorio nacional.


Estas acciones de vigilancia permitieron conocer el 1º de enero del 2020, que en Wuhan, China, se identificaron 27 casos de neumonía asociados entre sí y sin causa aparente, porque se desconocía el agente infeccioso que la causaba y fue la señal que motivó un seguimiento puntual.


Tras confirmarse la presencia de un nuevo coronavirus a nivel internacional en los primeros días de enero del año pasado, la autoridad sanitaria nacional tomó la decisión de alertar a la población en México de que había riesgo de contraer la enfermedad, por lo que se recomendaba evitar viajes que no fuesen esenciales, así como medidas para prevenir contagios en caso de que los viajes no pudiesen postergarse.


El 12 de enero, el Gobierno de México comenzó a elaborar marcos normativos y lineamientos para organizar y coordinar la respuesta ante la eventual pandemia; igualmente, realizar diagnósticos para conocer la capacidad de respuesta del sector Salud e identificar las necesidades y ajustes que se tendrían que realizar y posteriormente llevar a cabo ensayos y simulacros para mejorar las estrategias, aseguró Alomía Zegarra.


Durante la fase de preparación se desarrollaron pruebas diagnósticas para identificar casos en el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (Indre) desde el 16 de enero del 2020; se llevó a cabo un proceso de capacitación de profesionales en cada una de las 32 entidades federativas y de ocho países de América Latina. El 27 de febrero se confirmó el primer caso en México y con ello inició la fase de respuesta ante la epidemia, agregó.


Desde el 30 de enero ha sesionado el Comité Nacional para la Seguridad en Salud, integrado por diferentes dependencias del gobierno para analizar y tomar decisiones ante la emergencia sanitaria.


El Consejo de Salubridad General también tomó un papel importante en la atención de la pandemia y declaró la enfermedad por COVID-19 como una emergencia sanitaria que motivó la publicación de lineamientos y acciones específicas para atender la situación.


El director general de Promoción de la Salud, Ricardo Cortés Alcalá, se refirió a las acciones específicas para mitigar la epidemia. En la semana número 13 de 2020 inició la Jornada Nacional de Sana Distancia, que permitió contener la velocidad de contagios y la población decidió permanecer en sus casas y evitar el contacto con otras personas.  


Recordó que en junio arrancó el Semáforo de Riesgo Epidémico como una herramienta que ayudó a la sociedad a entender el impacto de la pandemia en cada localidad y el nivel de riesgo que podía enfrentar. Además, amplió las acciones de respuesta y definió el retorno gradual a las actividades dependiendo de la velocidad de contagios.


Destacó el impacto que causó el personaje Susana Distancia en el control de la epidemia y cómo la población se fue apropiando de la imagen que fue ampliamente conocida dentro y fuera del país.


Comentó que la generación de documentos y lineamientos contribuyó a atender a sectores específicos con información focalizada e incluyó guías para la reapertura de ciertas actividades económicas.


Al informar sobre la situación de la epidemia, el subsecretario López-Gatell Ramírez dijo que suman 20 semanas de reducción y al día de hoy se encuentra en meseta con 0.4 por ciento de incremento respecto a la semana anterior. El porcentaje de casos activos es del 0.8 por ciento, que equivale a 22 mil 711 personas con signos y síntomas.


La disponibilidad de camas de hospital es de 84 por ciento. En las últimas 24, horas la ocupación de camas generales y con ventilador incrementó un punto porcentual, al pasar de 13 a 14 por ciento en ambos casos.


Te puede interesar:

Sputnik V, es la tercera vacuna que se envasa en México

Sputnik V, es la tercera vacuna que se envasa en México

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Más de 15 millones de mexicanos ya tienen esquema completo de vacunación anticovid

La Secretaría de Salud informó que 26 millones 665 mil 789 personas mayores de 18 …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *