La importancia de la higiene en el hogar

Cuando se habla de higiene del hogar se tiende a pensar solo en la limpieza diaria de la casa, pero en la práctica este concepto es mucho más amplio y corresponde a la suma de todas las medidas que se deben tener para prevenir infecciones, sus transferencias y en definitiva cuidar la salud de los integrantes del hogar.


La desinfección es un procedimiento que nunca debe saltarse al momento de limpiar, de lo contrario el ciclo de la higiene no está completo y se corre el riesgo de contaminar.


Higiene en la cocina


Suciedad es sinónimo de bacterias que se traspasan a los alimentos y utensilios de cocina.


Rigurosa higiene personal: manos limpias, uñas cortas, pelo limpio y gorro en lo posible.


Mantener el interior del refrigerador y del horno muy aseados.


Cambiar frecuentemente el paño de cocina.


Las superficies e instalaciones donde se preparan y se almacenan los alimentos deben ser sometidas a higiene permanente.


Las tablas de picar son una fuente de contaminación cruzada de alto riesgo.


Higiene en el baño


Ciertos gérmenes dañinos y parásitos pueden ser transmitidos a causa de una pobre higiene en el baño.


A los padres se les recomienda especialmente que se aseguren que todos los miembros de la familia cumplan con la regla de aseo de manos después de utilizar el baño.


La primera línea de defensa contra la transmisión de enfermedades es el papel higiénico.


Las toallas de baño son personales, cada miembro de la familia debe tener una y se tiene que preocupar de secarla o dejarla extendida después de su uso. Todas las superficies del baño incluidos los grifos hay que limpiarlas y desinfectarlas.


Higiene personal: lavado de manos


Después de:


* Ir al baño.


* De manejar basura.


* Toser o estornudar.


* Mudar un niño.


* Limpiar.


* Tomar o tocar un aparato que antes utilizó una persona resfriada, por ejemplo.


* Terminar la jornada laboral.


Antes de:


* Hacer comida.


* Alimentar a su hijo.


Higiene con las mascotas


Perros, gatos, tortugas y pájaros son algunos de estos huéspedes que además de simpatía también pueden traer infecciones al hogar.


Si en la casa hay alguna mascota los integrantes deben lavar bien sus manos al jugar con ellos y secarlas con toallas desechables para evitar contaminaciones.


Por más que el animal lo pida, nuca hay que alimentarlo cerca de la mesa o donde puedan contaminarse las superficies con comida.


Para mantener los gérmenes alejados es recomendable que no duerman en la cocina y tampoco en el lugar donde juegan los niños.

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

33º Aniversario del Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea

Hematologia.mx.- La Secretaría de Salud, a través del Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea (CNTS), …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *