Mensaje del Secretario de Salud, José Ángel Córdova Villalobos

Buenas tardes a todas y a todos,
 
Licenciado José Alberto Aguilar, Gobernador constitucional de este estado y a distinguida su esposa;
 
Compañero doctor Héctor Ponce Ramos,  Secretario de Salud de Sinaloa;
 
Amigo licenciado presidente municipal de Culiacán Jesús Vizcarra;
 
Distinguidas personalidades que nos acompañan en el presidium,
 
Estimados médicos,
 
Distinguidas enfermeras quienes son la base del sector salud,
 
Estimados amigos de Sinaloa,
 
Señor presidente de la República, nuevamente es un honor contar con su presencia ahora para celebrar la inauguración del Hospital General Materno Infantil aquí en el municipio de Culiacán, Sinaloa.
 
Esta es una oportunidad más que nos permite reafirmar aún en tiempos difíciles el compromiso que hemos asumido por mejorar las condiciones de salud de todos los mexicanos. El ejemplo y la instrucción la hemos recibido claramente de usted señor Presidente, al considerar que la salud es prioridad y que nos convoca a cerrar filas y continuar trabajando con mayor ímpetu en la construcción de generaciones de mexicanos con mejores niveles de salud.
 
Este nuevo Hospital en Culiacán fortalecerá las redes locales y regionales de servicios de salud e impulsará las estrategias a favor de la salud materno infantil, brindará una atención integral a las mujeres embarazadas, a las pacientes ginecológicas y al recién nacido. Con ello señor gobernador, se demuestra decididamente y con hechos a fin de contribuir a una mejor salud de las madres sinaloenses y de sus hijos.
 
Si bien es cierto que México ha avanzado mucho en la reducción de la mortalidad materna e infantil, aún queda camino por recorrer, sobre todo en lo que concierne a la mortalidad materna, los avances recientes en la disminución de esa mortalidad, aunque relevantes, se han dado de modo más lento, por lo que resulta imperioso redoblar los esfuerzos y dar un verdadero impulso al fortalecimiento de los servicios, mejorando organización, cobertura y calidad. Sólo así podremos avanzar en lograr mejores condiciones de salud para todos los mexicanos en el cumplimiento de las metas de desarrollo del milenio.
 
Sabemos que el fenómeno de la muerte materna no es un hecho aislado, que tiene que ver no únicamente con la atención de la salud, sino que es la suma de una serie de determinantes sociales que llevan a una mujer a perder la vida  durante el embarazo, el parto o el puerperio por lo que las respuestas deben de ser globales, interinstitucionales e intersectoriales, debemos acelerar el paso con acciones focalizadas y efectivas.
 
Estamos trabajando para alcanzar la cobertura total del parto por personal calificado de modo que juntos, gobiernos locales, estatales y federal fortaleceremos la infraestructura para la salud materna e infantil.
 
Desde el inicio de la presente administración inició la operación del Seguro Médico para Una Nueva generación, focalizando las acciones dentro del  Seguro Popular para mejorar las condiciones de salud en los niños, como estrategia para disminuir la mortalidad infantil.
 
Con el más reciente constituido Programa de Embarazo Saludable, se facilita la afiliación de todas las mujeres embarazadas en el país al Seguro Popular asegurando así su atención prenatal, de parto, cesárea y el puerperio y la atención del recién nacido en forma gratuita según el catálogo de atención y bajo los estándares de la calidad de la atención obstétrica en niveles comunitarios y hospitalario. De la misma manera, estamos trabajando para impulsar la formación de personal calificado para la atención de embarazo, parto y puerperio, entre ellos a la enfermera obstetra, la partera profesional, sin olvidar por supuesto la vinculación estrecha y el seguimiento cercano de nuestras parteras tradicionales, en esos factores en zonas marginadas e indígenas.
 
También se despliega toda una estrategia de intervención educativa que incluye de manera preponderante, además de los contenidos técnicos, técnicas específicas de desarrollo humano, dirigidas a la sensibilización y a la actitud de nuestros médicos y de nuestras enfermeras.
 
Podemos continuar construyendo redes de salud materna y perinatal que continúen marcando un paradigma en la materia, toda vez que la propia sociedad participa activamente y plantea un compromiso tácito.
 
No debemos de olvidar que la calidad de atención de la mujer embarazada va de la mano con la del recién nacido. Está probado que una buena parte de las muertes neonatales, podrían evitarse si se tiene una buena atención en el embarazo.
 
Por eso, las acciones que ponemos para mejorar la atención de la madre, repercutirá de manera directa también en la salud de los niños.
 
Es por todo ello satisfactorio ver que este gran hospital agrega a la red de servicios, más áreas de ginecoobstetricia y para neonatos, quirófanos, salas de expulsión, bancos de sangre y urgencias y consultorios especializados con clínicas que van desde la infertilidad hasta el climaterio.
 
Felicidades a todos los que hoy contribuyeron a ello, pero sobre todo felicidades a los residentes de Sinaloa, que contarán con más y mejores servicios de salud que les permitirán a todos vivir verdaderamente mejor. Muchas gracias.

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

De esta manera puedes enseñar a tus hijos a cuidarse de la influenza

Enseñar a los pequeños a cuidarse debe ser una de nuestras prioridades esta época invernal. …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *