Inicio / Noticias / El desayuno, el alimento más importante del día

El desayuno, el alimento más importante del día

Es común que la prisa por salir temprano al trabajo o a la escuela nos haga dejar el desayuno %u201Cpara más tarde%u201D. Por desgracia, ese más tarde suele tardar mucho en llegar, y cuando nos damos cuenta el desayuno ya se juntó con la hora de la comida.

En el mejor de los casos, desayunamos lo primero que encontramos en la calle camino a la oficina, pero esta costumbre no es la más recomendable, pues las condiciones de higiene y los factores nutricionales no están bajo nuestro control. Desayunar tacos y tamales a diario, lo aseguramos, no es la mejor opción, así como tampoco lo es llenarse con donas y café.

Las recomendaciones de las abuelas y de las madres de familia, que exigen que se desayune antes de salir de casa no están mal fundamentadas. Los expertos en nutrición aseguran que el desayunar es una de las mejores maneras de controlar el peso, además de que proporciona la energía necesaria para iniciar las actividades cotidianas.

Una persona que no desayuna se muestra desganada, falta de concentración y con mal humor. Esto se debe a la baja de glucosa que produce el ayuno (al despertar no olvidemos que nuestro cuerpo lleva ya entre ocho y 10 horas sin recibir alimento). La glucosa es el combustible principal del organismo.

De acuerdo con los especialistas, el desayuno:

%u2022 Reduce el riesgo de obesidad y de desarrollar resistencia a la insulina
%u2022 Es una de las mejores formas de mantener un peso saludable
%u2022 Está directamente relacionado con la obtención de mejores calificaciones por parte de niños y jóvenes

Algunos consejos para desayunar en forma rápida

Un desayuno nutritivo debe incluir por lo menos tres de los grupos de alimentos principales. Es muy útil tener comidas rápidas a la mano como fruta fresca, jugos de fruta, leche de bajo contenido de grasa, yogurt, pan integral y cereales. Puede probar colocando sobre la mesa algunos alimentos que se puedan comer rápidamente en la mañana, antes de que sus hijos vayan a la escuela.

Puede probar los desayunos rápidos como trozos de fruta y cereal con yogurt para comer en el camino. Otra opción son los huevos revueltos, que pueden ir acompañados de queso y salsa en una tortilla, complemente con fruta y leche.

Vale la pena cambiar los hábitos de alimentación, pues es nuestra salud lo que está en juego, y no es poca cosa. Intente no salir de casa sin desayunar, como recomendaban las abuelas.


Acerca Redacción

También te puede interesar

Roche Por Ti, busca acompañar al paciente durante todo el proceso de su padecimiento

Durante el foro “Salud, tecnología e innovación: panorama actual y retos del futuro”, organizado por …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *