Llega a México una técnica que permitirá a las mujeres ser madres en edades avanzadas

México, D.F., 5 de enero (Redacción Mujer Mundodehoy.com).- Las mujeres que por razones profesionales, laborales o por alguna enfermedad mamaria u ovárica han decidido o tendrán que aplazar su deseo de convertirse en madres pueden preservar su fertilidad gracias a una nueva técnica de congelamiento de óvulos que ha llegado a México y que es conocida como vitrificación.

El congelamiento de óvulos es un procedimiento que fue desarrollado hace cuatro años por el científico japonés Masashige Kuwayama, luego de aproximadamente 15 años de experimentos realizados por otros expertos, y el año pasado llegó a México para permitir a las féminas preservar su fertilidad.

Antes de la vitrificación existía una técnica que igualmente consistía en congelar los óvulos, pero de manera lenta y siguiendo una serie de meticulosos pasos para no dañar al gameto femenino. Además de que era indispensable “prevenir la formación de cristales dentro de las membranas del óvulo para no matarlo", señaló el doctor José Gaytan Melicoff, director del Instituto Valenciano de Infertilidad México (IVI).

El especialista aseguró que con la técnica desarrollada por Kuwayama se permite la supervivencia de un 97% de óvulos, "antes sobrevivía un 20% ahora se muere sólo un 3%".

Este nuevo procedimiento es una excelente alternativa para aquellas mujeres que por el momento no tienen contemplado ser madres para poderse desarrollar profesional y económicamente o para las padecen cáncer ovárico o de mama y tienen que someterse a tratamientos de quimio o radioterapia, pues pueden guardar sus óvulos y usarlos para embarazarse cuando lleguen a una edad avanzada, reduciendo así el riesgo de un aborto o de dar a luz un niño con Síndrome de Down, ya que con esta técnica se conserva la calidad de los óvulos de la mujer joven.

Con la vitrificación los óvulos pueden pasar a un estado sólido de forma tan rápida que resulta prácticamente imposible que se formen cristales de hielo que lleguen a destruir la célula.

El tratamiento comienza con la aplicación de inyecciones para estimular la producción de al menos 10 óvulos al mes. Para supervisar que estos maduren adecuadamente se utiliza ultrasonido y pruebas de sangre.

Después de esta primera etapa se duerme a la paciente durante cinco minutos y “por vía vaginal aspiramos los óvulos", indicó Gaytan.

Lo extraordinario de este nuevo método es que, además de que representa una esperaza para las mujeres que padecen cáncer de mama u ovárico, ya no será necesario recurrir a la donación de óvulos pues se concebirá por medio de los propios y, como mencionó el especialista, no se perderá la carga genética. 


Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Hemofilia, retrasos en diagnóstico durante pandemia

Las Naciones Unidas hicieron un llamado a recordar de nuevo el Día Mundial de la …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *