La mujer, en búsqueda de su sexualidad (primera de dos partes)

Por Cindi Islas

México, D. F., 12 de junio (Mundo de Hoy).- Con el tiempo, la manera de ver la sexualidad de la mujer ha ido cambiando. En épocas pasadas la mujer era vista tan sólo como proveedora de placer para el hombre y no se le valoraba como ser humano.

El mundo contemporáneo no sólo ha traído avances tecnológicos, sino que también el desarrollo y la búsqueda de la mujer por encontrar su sexualidad y disfrutarla al máximo.

Al respecto, la psicóloga sexual Paulina Millán Álvarez, habla en entrevista de cómo las féminas han encontrado la manera para redescubrir y explorar su fase sexual y erótica.
 
—¿Cómo observa la sexualidad de la mujer en la actualidad?

—Más abierta que antes. La mujer contemporánea está tomando en cuenta la sexualidad como un aspecto importante de su vida. Las féminas se están preocupando porque en sus relaciones haya una buena satisfacción sexual, cosa que no pasaba tanto en el pasado. Siempre escuchábamos que los hombres se quejaban porque ellas no deseaban tener relaciones sexuales, justificándose que les dolía la cabeza.

Ahora se tiene la imagen de que el sexo femenino busca una relación sexual más satisfactoria y apropiada. Hay revistas en donde se habla de cómo tener un mejor orgasmo o cómo hacerle para tener posiciones más placenteas. El auge de estos artículos se ha dado porque se venden muchísimo todas estas técnicas y a las mujeres les está interesando más. Se preocupan por ser una buena pareja sexual.

Hay sectores en donde no se habla mucho del tema y prefieren tocarlo de manera más rosa, con más delicadeza, y otros que van despertado o van avanzado poco a poco.

—¿Por qué considera que se dio este avance?

—Tiene que ver mucho con la idea de cómo la ciencia y la tecnología ha progresado, porque antes se pensaba que las mujeres no se masturbaban o que no tenían orgasmos.

Se decía que eran mitos, pero no había manera de verificarlo. Con la ciencia se ha avanzado mucho y ha despertado el interés de mercado este nicho, de mujeres que están interesadas en la sexualidad. Los medios de comunicación y la Internet han sido los lugares que los chavos más jóvenes visitan, aunque no toda la información que se presenta es real. Esto hace que hoy en día sea imposible tapar estos temas.

Algo que no ha avanzado con las mujeres tiene que ver con la parte del género. Mientras sabemos más cosas de la sexualidad, aún hay miedo de tener que dar el primer paso en una relación.

En una investigación entrevistamos a varias mujeres que consideran el uso del condón como importante, pero jamás lo llevarían en la bolsa, por la idea que el hombre tendría de ellas: ‘como soy una loca, yo lo planeé o yo quiero’. Esto esta pasando en términos de que las infecciones de transmisión sexual siguen creciendo, con la idea que la mujer aprueba el condón, siempre y cuando el hombre lo proponga.

—La educación de la familia, ¿es parte fundamental?

Los padres en general, todavía los que viven en una casa en donde conviven dos hermanos de diferentes sexos, siempre van a ver una diferencia de privilegio (hombre más privilegios que la mujer). La madre es una educadora importante, no porque tenga más habilidades que el padre, pero en la familia mexicana hay estudios que  han demostrado que la mamá educa a los hijos.

Es muy curioso que en México se esté dando todavía eso de que las niñas no juegan al fútbol y los niños no juegan a las muñecas. Hay países en donde se está buscando enseñar que  los niños disfruten y elijan lo que desean hacer.

—¿Qué  recomendaría a las chicas para que tuvieran una relación sexual placentera?

—Quitar las ideas de todo lo que les enseñaron de la sexualidad femenina, como de quedar bien. Si una mujer tiene experiencias sexuales o un buen sexo oral es igual a mujer fácil, tratar de ver más allá de las etiquetas. La sexualidad la vivimos para nosotras y para nuestra satisfacción y lo que nos haga sentir bien. Tratar de vivir para apariencia y esas cuestiones es muy desgastante.

Es muy peligroso para las mujeres que no se atreven  a ser asertivas y pedir lo que necesitan, porque sufren, y los hombres al tratar de demostrar que son muy machos hacen cosas que lastiman. Tratar de salirnos de ése estereotipo y ver más bien qué nos acomoda.

—¿Cree que haya un límite?

—Hay mujeres que eligen tener varias relaciones sexuales sin un compromiso emocional, como hay hombres que lo hacen de igual manera. Creo que eso es una decisión personal. El sexo femenino en la actualidad dice “yo prefiero tener uno o varios amigos sexuales, pero nada de sentimental”, y algunos del sexo masculino lo vive así, mientras que ellas estén conscientes, no hay problema. La idea es que hay mujeres que buscan relaciones emocionales y el hombre no lo desea así, esto puede traer un serio conflicto.

—¿Es verdad que la mujer es más emocional y el hombre es más razonable?

—Creo que mucho de eso tiene que ver con la educación. Los hombres están educados muy desapegados a la sexualidad de lo emocional. No todos, pero es más común que un papá lleve  su hijo a tener su primera relación sexual sin esperar que se enamore de la sexo servidora.

Jamás he escuchado que sea a la inversa. Al llamado sexo débil lo enseñan a vincular esta parte emocional, y al sexo opuesto a desprenderse; sin embargo se llega al estereotipo de que el hombre que se enamora de alguien con quien tiene relaciones sexuales es raro o está mal.  Ahora, una mujer también puede tener relaciones sexuales sin ataduras emocionales. La idea es ¿qué vas a hacer desde la responsabilidad de ser adulto?. Es decir, esto es lo que yo quiero hacer,  por equis razón y así lo quiero vivir o sencillamente soy responsable de mi cuerpo y no lastimo a otras personas. Mientras se tenga esa conciencia, creo que no hay ningún problema.

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Takeda mostró sólidos resultados en el área de “fortalecimiento del sistema de salud”

La biofarmacéutica Takeda anunció que se ubicó en los principales puestos según el Índice de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *