Reconoce la SSA labor filantrópica de Gonzalo Río Arronte

El Secretario de Salud, José Ángel Córdova Villalobos, resaltó el apoyo de este filántropo mexicano que ha beneficiado a más de un millón de mexicanos


Como una forma de reconocer y agradecer el apoyo del empresario y filántropo mexicano, Gonzalo Río Arronte, en el rubro de salud y adicciones, a través de la Fundación que lleva su nombre, la Secretaría de Salud creó la Cátedra “Gonzalo Río Arronte”, que esta ocasión impartió el cardiólogo pediatra, Aldo Castañeda, reconocido internacionalmente por sus aportaciones al tratamiento de las cardipatías congénitas, sobre todo a favor de los niños de escasos recursos.


En la presentación de la Cátedra, en el Hospital Infantil de México (HIM) “Federico Gómez”, el Secretario de Salud, José Ángel Córdova Villalobos, exaltó la labor de Gonzalo Río Arronte, que en vida apoyó por más de 42 años distintas obras de beneficencia pública, como la construcción de centros de atención integral contra las adicciones, donación de equipo de alta tecnología de investigación y de salud, escuelas, calles, avenidas, alcantarillados, alumbrado, canchas deportivas, entre otros.


Desde enero de 2000, hasta diciembre de 2007, la Fundación que creó, destinó más de dos mil 340 millones pesos para 227 proyectos de Salud, Adicciones y Cuidado del Agua, de los cuales 78% corresponde sólo al área de Salud.


Esos recursos han sido esenciales para el desarrollo y modernización de la infraestructura de los Institutos Nacionales de Salud y otros centros, organismos y programas especiales de la República Mexicana, en beneficio de más de un millón de mexicanos, sobre todo de escasos recursos.


La Fundación que lleva su nombre, creada hace nueve años, ha contribuido con las instituciones de salud mediante donaciones de aparatos, implementos médicos. Además, apoya a organizaciones públicas y privadas que realizan tareas de prevención, tratamiento y rehabilitación de adictos, así como a las que buscan hacer un mejor uso del agua.
 
 
Córdova Villalobos reconoció que el Hospital Infantil de México atiende a la población más vulnerable, es una institución pionera en tratamientos de vanguardia, como la corrección de malformaciones cardiacas con cateterismo, que antes se realizaban a corazón abierto, cirugía de tórax, otorrinolaringología, radiocirgía y otras áreas.


Detalló que el HIM es un receptor directo de los apoyos de Gonzalo Río Arronte, que permitieron, por ejemplo, la instalación de un sistema de imagenología digital para diagnósticos radiológicos más precisos, con almacenamiento y acceso computarizado, sin necesidad de imprimir estudios radiológicos, tomográficos o de ultrasonido, lo que además incrementa su capacidad en telemedicina y enseñanza a distancia.


Al referirse al cardiólogo Aldo Castañeda, primer conferencista de la cátedra, dijo que es un hombre que trasciende por sus acciones, al pasar del plano individual al social y del presente al futuro. Es un gran aportador de avances en cirugia cardiaca pediátrica, ha tenido un gran compromiso social con los niños con malformaciones cardiacas congénitas de su país, Guatemala.


Por su parte, el Director General del HIM, José Ignacio Santos Preciado, detalló que Aldo Castañeda fue profesor de cirugía en la escuela de medicina de Harvard. Ahí, junto con sus colaboradores, hizo importantes aportaciones de investigación sobre la detención circulatoria en hipotermia profunda para la corrección de malformaciones cardiacas complejas en recién nacidos, lo que culminó exitosamente en la reparación de malformaciones en neonatos, dándole un gran ímpetu a la emergencia de la cirugía cardiaca neonatal de nuestros tiempos.


En 1987 fue nombrado cirujano en jefe del Hospital de Niños de Boston. En 1994 fue Presidente de la Asociación Americana de Cirugía Torácica. Tiene más de 400 publicaciones científicas y dos libros, y ha formado más de 100 especialistas.


En 1997, tras su retiro del Hospital de Niños de Boston, regresó a vivir a Guatemala, en donde la cirugía cardiaca se limitaba a adultos con enfermedades adquiridas. Los menores con malformaciones cardiacas congénitas sólo podían ser tratados en el exterior. Para cambiar esta situación, estableció la Unidad de Cirugía Cardiovascular Pediátrica de Guatemala y la Fundación Aldo Castañeda, que ha beneficiado a más de dos mil infantes de escasos recursos.


En la ceremonia estuvieron presentes el Patrono honorario de la Fundación “Gonzalo Río Arronte, Jesús Kumate Rodríguez; el titular de la Comisión Coordinadora de los Institutos Nacionales de Salud y Hospitales de Alta Especialidad, Julio Sotelo Morales, y el Presidente de la Academia Nacional de Medicina, Emilio García Procel.

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Regímenes antirretrovirales de dos fármacos

(PODCAST) LaSalud.mx .- En su serie de podcast para hablar sobre los temas más relevantes …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *