Cuidado! ronda en 22,000 muertes anuales por cirrosis hepática

 Buena la cerveza para el mejor funcionamiento del hígado…pero en levadura


actúa como multivitamínico y ayuda a depurar el hígado. 


La falta de atención ocasiona encefalopatía hepática


Según estadísticas del Consejo Nacional contra las Adicciones (CONADIC), la cirrosis hepática ocasiona alrededor de 22 mil muertes anuales, debido, en la mayoría de los casos, al alcoholismo, así como Hepatitis crónicas de tipos B, C, y D, padecimientos hereditarios o congénitos (como hemocromatosis y enfermedad de Wilson), reacción a medicamentos o tóxicos y obstrucción prolongada del conducto biliar, como la colangitis esclerosante.  

Ese padecimiento consiste en el endurecimiento del tejido hepático, que normalmente es de consistencia blanda. El hígado se encarga de aprovechar las sustancias que le llegan y enviarlas por vía sanguínea a donde hacen falta. Asimismo, de desechar las que no sirven mediante su mezcla en la bilis, que se regresa al intestino para seguir su camino y salir del organismo por vía natural.  
 

El hígado es capaz de procesar cierta cantidad de sustancias como el etanol, contenido, en mayor o menor grado, en todas las bebidas alcohólicas y uno de los tóxicos más potentes para el organismo, pero cuando está en exceso y durante un tiempo prolongado, ocasiona daño hepático.  

Ante esa situación, el hígado sufre un proceso llamado de %u201Cinfiltración grasa%u201D, porque se llena de grasa y crece en tamaño; si el daño continúa, sus células son sustituidas por tejido de cicatrización que es fibroso, duro, se %u201Cencoge%u201D y disminuye de tamaño y va perdiendo sus funciones.  

Como consecuencia de lo anterior se presenta la encefalopatía hepática, es cuando el hígado es incapaz de depurar el amoniaco de la sangre, ocasionando que se acumule y, al llegar al cerebro, actúe como una sustancia neurotóxica, interfiriendo con la función cerebral. Puede provocar desde cambios en el comportamiento, cefaleas, cansancio, trastornos del sueño y de coordinación psicomotriz, hasta estado de coma y muerte.  

Se ha encontrado que el uso combinado de dos sustancias llamadas L-ornitina y L-aspartato en pacientes con cirrosis, puede ayudar al hígado a depurar el amoníaco. Los estudios hasta el momento han mostrado que puede ser una nueva alternativa de tratamiento para este problema.  
 

Quienes padecen cirrosis deben tomar algún suplemento multivitamínico, bajo control de un profesional, llevar una dieta baja en sal para no retener más líquidos (Ascitis) y facilitar el trabajo del riñón, encargado de drenar parte de lo que no puede hacer el hígado, como depurar, filtrar y fabricar.  
 

También se indica consumir poca cantidad de azúcar en la dieta para disminuir el riesgo de diabetes; aumentar el consumo de verduras, frutas y cereales, así como evitar o reducir al mínimo el de lácteos, grasas y proteína animal. Ingerir alimentos como apio, rábanos, alcachofa, zanahoria y nabo, favorece las funciones del hígado, consumir levadura de cerveza, ya que actúa como multivitamínico y ayuda a depurar el hígado. 

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

CENAIDS es el acervo de libros sobre salud y disciplinas auxiliares más importante de América Latina

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) cuenta con el Centro Nacional de Investigación Documental …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *