Inicio / Noticias / El sueño ayudaría a combatir el sobrepeso en los niños

El sueño ayudaría a combatir el sobrepeso en los niños

México D. F., 11 de febrero (Redacción LaSalud.com.mx).- Aunque la medida no sea muy popular, el mandar a los niños a dormir a una hora temprana, parece ser más benéfico de lo que se pensaba, según los resultados de un estudio publicado en el número más reciente de la revista Child Development.

Investigadores de la Universidad Northwestern, en Estados Unidos, encontraron que los niños que duermen más tiempo tienden a tener un índice de masa corporal (IMC) más bajo y son menos propensos a padecer problemas de sobrepeso en un lapso de cinco años.

El estudio recolectó datos de 2, 281 niños, provenientes de una encuesta nacional conocida como “Suplemento de desarrollo infantil de la encuesta de panel de dinámica de ingresos”. Al iniciar el estudio, los menores tenían entre 3 y 12 años de edad y se les dio seguimiento por un periodo de cinco años. Los investigadores dieron a los padres y niños unos “diarios de tiempo”, los cuales sirvieron para registrar información sobre sus hábitos de sueño, como la cantidad total de horas que el niño dormía, la hora de acostarse y de levantarse.

La información recabada mostró que los niños que dormían menos, se acostaban más tarde o se levantaban más temprano durante la primera evaluación, tenían un IMC más alto cinco años más tarde, así como mayores probabilidades de tener sobrepeso.

La investigación también mostró que una hora posterior para acostarse tenía un mayor efecto en la posibilidad de adquirir sobrepeso en los niños de entre tres y ocho años; mientras que una hora de levantarse anterior era más importante para los niños entre los ocho y los 13 años.

Emily Snell, estudiante doctoral del departamento de desarrollo humano y políticas sociales y autora principal del estudio, explicó: “El efecto del sueño sobre el peso de los niños más pequeños provino de la hora de acostarse. Acostarse más temprano parecía importar más y la hora de acostarse es algo que los padres pueden controlar (…) Para los niños de mayor edad, la hora de levantarse importó más. No estoy segura de qué tan cómoda me sienta diciéndole a los distritos escolares que si comienzan la escuela temprano, los niños acabarán siendo gordos”.

De acuerdo con Snell, la evidencia muestra que “un horario de inicio muy temprano (a las 7 a.m. o antes), sobre todo para los preadolescentes y adolescentes, no está en línea con sus relojes biológicos”.

La National Sleep Foundation recomienda que los niños de entre cinco y 12 años duerman entre 10 y 11 horas cada noche. Para los adolescentes, la recomendación es de  entre 8 y 9 horas. Sin embargo, el estudio encontró que para los siete años, los niños dormían menos de 10 horas en promedio, mientras que para los 14 años las horas de sueño caían a 8.5. En cuanto a los adolescentes, los datos arrojaron que entre los 13 y los 18 años, éstos dormían menos de siete horas.

La relación entre las horas de sueño y la obesidad infantil todavía es desconocida para el equipo de investigación, no obstante, Snell planteó algunas hipótesis: el no dormir lo suficiente, por ejemplo, puede hacer que el niño esté cansado y, en consecuencia, tenga menos actividad física. Además, estar despierto durante más horas deja más tiempo para comer. Por otra parte, la falta de sueño también afecta a las hormonas que influyen sobre el metabolismo y el hambre.

“Nuestro estudio complementa la creciente literatura sobre la conexión entre el sueño y el peso”, señaló la autora del estudio. “Otros estudios han encontrado que el sueño y el peso están relacionados en los adultos y los niños, pero no está claro si el sueño afecta el peso o viceversa. Lo explicamos al tomar en cuenta cuánto pesaban ya los niños”, indicó. (HealthDay News)

Opina Opina

Acerca Redacción

También te puede interesar

#YoTrabajoPositivo, campaña en apoyo a pacientes con VIH

LaSalud.mx.- Bajo el lema de Solidaridad mundial, responsabilidad compartida, este año el Día Mundial de la …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *