Inicio / Hematologia.mx / Niña de tres años es salvada con su propio cordón umbilical

Niña de tres años es salvada con su propio cordón umbilical

México, D. F., 12 de enero (Redacción LaSalud.com.mx).- La más reciente edición de la revista “Pediatrics”, publicada por la Academia Americana de Pediatría, dio a conocer el caso de una niña de tres años  diagnosticada con leucemia, la cual fue tratada con un trasplante de células madre provenientes de su propio cordón umbilical.

Hasta el momento, no se disponía de evidencias de que el llamado “autotrasplante” fuera eficaz en el tratamiento de la enfermedad, pero un equipo de especialistas de Estados Unidos y Alemania decidió administrar a la niña quimioterapia mieloablativa y radioterapia, seguidas de un trasplante de células madre obtenidas de su propio cordón umbilical.

La paciente fue diagnosticada en el 2003 con leucemia linfoblástica aguda, la más común entre los niños. Un primer tratamiento de quimioterapia hizo retroceder la enfermedad, pero sólo en apariencia, pues diez meses después reapareció, esta vez extendida hasta los huesos de la columna vertebral.

La muestra de sangre del cordón umbilical fue procesada y conservada desde 1999, año de nacimiento de la niña, en la filial estadounidense del banco especializado Vita 34, de origen alemán. Cuatro meses después de recibir el trasplante, la pequeña mostró un recuento plaquetario normal, el cual se ha mantenido durante dos años, por lo que puede decirse que la enfermedad ha sido vencida. 

Algunos especialistas consideran que uno de los hallazgos más importantes, además de la comprobación de la eficacia del “trasplante autólogo” de células madre, es que no se encontraran células cancerígenas en la sangre del cordón umbilical de la paciente.

El doctor Eberhard Lampeter, coautor del trabajo, estima que «la probabilidad de necesitar células madre aumenta con la edad, siendo aproximadamente uno de cada dos mil niños los que las necesitan».

Acerca Redacción

También te puede interesar

Que el frío no te enferme

Con la llegada del invierno y debido a la menor exposición solar, hay una disminución …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *