Inicio / Noticias / Investigan a cirujanos por presunto tráfico de órganos en Bolivia

Investigan a cirujanos por presunto tráfico de órganos en Bolivia

México, D. F., 26 de junio (Redacción Salud Mundo de Hoy).- Autoridades bolivianas anunciaron la investigación sobre una denuncia publicada por el diario argentino el  ‘Clarín’, con respecto a una ruta de mercado negro en el que transitan riñones humanos desde Bolivia a la Argentina.

“Voy a consultar vía Cancillería, por que si hay nombres y todo eso es grave. Tramitaré mañana para que se haga toda la consulta, pues este es un tema penal”, así lo señaló la ministra de Salud de Bolivia, Nila Heredia.

El periódico el Clarín titulaba su nota ‘Ir a comprar un riñón a Bolivia’. El reportaje relata cómo un periodista de ese diario va a consultar a dos cirujanos bolivianos en Santa Cruz sobre el costo de un trasplante de riñón.

El periodista Caludio Savoia se dirigió al doctor haciéndose pasar como el familiar de un supuesto enfermo renal de nacionalidad argentina, quien se presentó dispuesto a pagar la operación, sin importar el precio.

El periodista preguntó: “¿Y el donante, doctor?”.

El nefrólogo Herman Peinado Diniz respondió: “Se consigue acá. Hay gente que se dedica a hacer este trabajo. Esta persona lo busca, y nosotros vemos que esté sano y estudiamos la compatibilidad con el paciente que necesita el trasplante”.

De acuerdo con la nota, el diálogo ocurrió el 8 de junio en su despacho del Hospital Japonés (Santa Cruz) y tuvo una duración de 50 minutos aproximadamente.

“¿Y a quién le pago doctor?”, preguntó el periodista. “Usted puede arreglar conmigo. El trasplante es un paquete y ahí va incluido el órgano”, contestó el médico.

El médico indicó también, según el rotativo argentino, que la operación sería realizada en la clínica Foianini en Santa Cruz de la Sierra, una de las más caras y lujosas de la ciudad.

El costo del paquete sería de 30 mil dólares si es con un grupo de sangre común y si es con un grupo difícil como A o B negativo el valor aumentaría a 35 mil, pagándose por adelantado y en efectivo.

El compromiso notarial en el que el receptor acepta el órgano y el donante dice que está de acuerdo en entregarlo sin esperar recompensas “va al Servicio Departamental de Salud (Sedes) y también lo firman. La gente que hace esto (conseguir a los donantes) también lo arregla (en el Sedes)”, dice la nota.

Peinado, reconoció en la publicación haber hecho 77 trasplantes, de los cuales 13 fueron a argentinos.

Clarín entrevistó a Peinado desde Buenos Aires y él respondió que ya no hace trasplantes de riñón, y que sabe que hay otros centros que hacen operaciones con donantes vivos, pero él no los realiza.

Héctor (nombre ficticio), un ciudadano argentino, contó a Clarín que se realizó un trasplante en Bolivia en junio de 2004.

El doctor Raúl Bocángel Oliva, que dirige el equipo de la clínica Niño Jesús II, también habló con el periodista y le dijo que en mayo trasplantó a 10 en cinco días. Él pidió por el trasplante y el órgano 40 mil dólares, con derecho a una semana de internación. “…La donación aquí se paga, también con donantes cadavéricos… Se paga todo…”, dijo Bocángel.

Acerca Redacción

También te puede interesar

“Sida: la otra pandemia”

En el marco del “Día mundial del sida”, AHF México se une a la consigna …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *