%u201CSanta, los reyes y las posadas…%u201D

Es una época de renacimiento, donde los ciclos terminan y vuelven a empezar

 

La Navidad está llena de símbolos paternos que involucran madurez, afecto, voluntad y desarrollo de las personas

 

Es una época de recompensas y paradójicamente, también de tristezas

 

%u201CLa Navidad representa desde el punto de vista simbólico, una época de renacimiento, donde las personas establecen y estrechan sus vínculos afectivos; es un volver a empezar y también se puede relacionar con proceso de evaluación de logros y fracasos. También implica un esfuerzo de madurez, voluntad y desarrollo para cumplir los propósitos o metas %u201D, explica la doctora Rebeca Oñate, presidente del Instituto de Investigación en Psicología Clínica y Social (IIPCS)

 

¿Y todos los demás símbolos que caracterizan al periodo navideño, qué significan? Al respecto, la especialista habló en primer término de Santa Claus: %u201CEs el padre que ayuda a la gente, implica generosidad; Papá Noel quiere que las personas estén llenas de vida. Hay que recordar que San Nicolás fue un obispo generoso; la historia comenzó cuando un señor de pocos recursos se vio en la necesidad de prostituir a sus tres hijas; este sacerdote tomó la decisión de otorgarles tres dotes para salvarlas, las cuales envío por la chimenea de la casa del señor, es por eso que inició el mito de Santa Claus, aunque ya después, por aspectos de mercadotecnia, le pusieron ese traje rojo que porta en la actualidad%u201D.

 

Oñate describió que las posadas representan un camino hacia al progreso, que puede estar lleno de obstáculos, donde es necesario encontrar a la gente y vincularse con ellos: %u201CLa Navidad en sí misma, representa el amor, el cuidado y la unión, se trata de reunirse los padres con los hijos y fortalecer los vínculos afectivos, lo cual muchas veces por desgracia no se da.%u201D

 

La doctora explicó que está celebración no sólo puede relacionarse con el cristianismo o catolicismo, ya que se debe entender como el ciclo de la vida, donde esos símbolos representan las condiciones del ser humano; es decir, cuando todo termina y todo comienza: %u201CEn ese ciclo se ganan cosas y también se pierden; el ser humano se concientiza de que está vivo pero de igual forma que puede morir; esto origina que muchas personas se entristezcan durante este periodo, porque también se puede ver como una época de pérdida%u201D .

 

Finalmente, Oñate habló sobre los simbolismos que rodean a los Tres Reyes Magos: %u201CSe puede ver de dos maneras: los Reyes son sabios, son una figura paterna, acumulan conocimiento y le otorgan esos valores al niño Jesús, éste a su vez es la esperanza, o bien, en los niños actuales se recompensa su madurez, sus logros y que haya cumplido sus metas anuales; a cambio reciben un premio, que más allá de ser un presente, se entiende como una recompensa que otorga madurez.%u201D

 

%u201CTodo esto implica tener voluntad, porque no es magia. Por ejemplo, mucha gente piensa que los propósitos de año nuevo se cumplirán con tan solo desearlos. La respuesta es tener voluntad para poder realizar las metas que se propongan en estas fechas, incluso para poder dar cariño a los seres queridos, de lo contrario, la gente puede pasar por una época triste que origina lo que conocemos como depresión navideña%u201D, concluyó Oñate.

 

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Hacia una cultura de calidad en el sistema de salud

Para un mejor abordaje de los trastornos de la coagulación Por: Psic. Ana Paola Abreu …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *