Uno de cada cuatro niños padece de otitis media aguda

La otitis media aguda es una enfermedad caracterizada por inflamación en el oído medio y constituye una las principales causas de consulta externa, pues durante los primeros años de vida se estima que uno de cada cuatro niños sufre de este tipo de infección y más del 90% de la población menor de siete años tiene antecedentes de haber cursado, por lo menos, con dos episodios de este padecimiento.


 


Coincidieron en señalar médicos especialistas en laringología y otorrinolaringología, durante el Simposio Otitis Media e Hipoacusia, organizado por el Colegio Nacional y el Hospital Infantil de México “Federico Gómez”, el cual se llevó a cabo en el auditorio de este instituto, con la participación de Jesús Kumate Rodríguez, ex Secretario de Salud y miembro de El Colegio Nacional, José Ignacio Santos preciado, Director General del HIMFG y Roland Eavey, Profesor de Otología y Laringología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard.


 


En su intervención, Kumate Rodríguez, ex Secretario de Salud, informó que la otitis media aguda constituye una de las principales causas de consulta pediátrica en el mundo, si no es atendida de forma adecuada, puede provocar pérdida de la audición


 


Precisó que una de las medidas más efectivas para prevenir los cuadros repetitivos en la población infantil es la alimentación al seno materno por lo menos durante los tres primeros meses de la vida.


 


Señaló que entre las complicaciones que se pueden presentar como consecuencia de cuadros repetitivos de la otitis media aguda destacan la pérdida de la audición temporal o permanente conocida como hipoacusia.


 


 


 Por su parte, José Ignacio Santos Preciado, Director General del HIMFG, explicó que la otitis media aguda es frecuente en los menores de dos años, debido a que la anatomía de su oído interno, aún en desarrollo, facilita el acceso de infecciones del tracto respiratorio superior, es decir, fosas nasales, rinofaringe u orofaringe.


Comentó que el proceso inflamatorio inicia a nivel de la mucosa de la Trompa de Eustaquio se extiende al oído medio produciendo un líquido que puede ser de tipo seroso, hemorrágico o purulento. En casos graves la membrana timpánica puede romperse debido a la presión interna.


 


Mientras tanto, Alberto Villaseñor, pediatra infectólogo, egresado del HIMFG, detalló que esta proceso infeccioso se caracteriza por dolor intenso en el oído o detrás de la oreja y en ocasiones supuración y disminución de la audición, así como enrojecimiento y aumento del volumen de la zona en la que se percibe el dolor.


Es probable, agregó, que estos síntomas se presenten junto con los propios de infecciones de vías aéreas superiores, como fiebre, irritabilidad, escalofríos y escurrimiento nasal. Es importante que ante estos síntomas, el niño reciba atención médica para evitar una complicación de la enfermedad.


 


Finalmente, detalló que esta enfermedad se puede presentar a consecuencia de anomalías congénitas, predisposición genética y procesos alérgicos por factores ambientales.


 


 


 

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

LES es una enfermedad crónica y puede afectar cualquier sistema de órganos

El Lupus Eritematoso Sistémico (LES) es una enfermedad autoinmune, crónica y multisistémica que puede afectar …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *