Corrigen espina bífida a bebé antes de nacer

México D. F.- Médicos del Hospital Virgen del Rocío en Sevilla, España, realizaron con éxito una complicada cirugía para corregir una malformación denominada espina bífida en una niña que nació por cesárea el día de ayer. Esto fue posible gracias a la labor de un equipo de especialistas que operó a la pequeña dentro del útero de su madre.


 


Se habla de espina bífida cuando la médula espinal del producto no se desarrolla adecuadamente y se encuentra expuesta, en contacto con la piel y el líquido amniótico. Esta condición puede derivar en graves complicaciones como parálisis, hidrocefalia, alteraciones de la columna, deformidades traumatológicas y falta de control de los esfínteres.


 


La gravedad de la espina bífida, la cual puede ser detectada al comienzo de la gestación, hace que en muchos casos las parejas opten por la interrupción del embarazo. Sin embargo, la pequeña María fue afortunada y pudo nacer, según los médicos españoles, en buenas condiciones, con un peso de poco más de dos kilos y 40 centímetros de altura, para convertirse en el primer en Europa en ser sometido a una cirugía de este tipo.


 


El procedimiento de la operación es el siguiente: dentro del útero materno y mediante una incisión, los cirujanos hacen una serie de injertos para proteger la médula del feto. Hecho esto, el producto se reacomoda nuevamente en el útero y se repone el líquido amniótico (extraído previamente) para termine su desarrollo.


 


Javier Márquez, jefe de Neurocirugía Pediátrica del hospital donde se realizó la cirugía, explico que ésta debe llevarse a cabo entre la semana 21 y 27 de gestación para que el beneficio sea mayor, pues así se evita que la médula esté más tiempo expuesta al líquido amniótico.


 


La operación se llevó a cabo el pasado 31 de julio, y en ella intervino un equipo multidisciplinario conformado por las unidades de Neurocirugía Pediátrica, Genética y Reproducción, Ginecología y Obstetricia, Cirugía Pediátrica, Anestesiología y la de Gestión Clínica de Neonatología del Hospital Universitario Virgen del Rocío. Se contó además con la asesoría de especialistas de Brasil y Estados Unidos.


 


No obstante los buenos resultados, los especialistas aclararon que no se puede descartar que en el futuro la pequeña desarrolle alguna complicación relacionada con la espina bífida, por lo que continuará sometida a una vigilancia especial.


 


%u201CLo que hemos visto hasta ahora es que es una niña sana, con movilidad de piernas normal, sin hidrocefalia y sin alteración de esfínteres. Pero queremos insistir en que esta cirugía no cura la espina bífida sino, que reduce sus complicaciones al estar menos%u201D, explicó el doctor Márquez.

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Takeda mostró sólidos resultados en el área de “fortalecimiento del sistema de salud”

La biofarmacéutica Takeda anunció que se ubicó en los principales puestos según el Índice de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *