El VIH podría contenerse con selenio

México D. F., 23 de enero (Redacción LaSalud.com.mx).- El selenio es un mineral que se puede encontrar de manera natural en muchos alimentos, también hay suplementos alimenticios que lo contienen. Entre sus propiedades, se enlistan las antioxidantes, que protegen al cuerpo de los radicales libres; la capacidad de regular el funcionamiento de la tiroides, y la estimulación del sistema inmunológico. No obstante estos beneficios, en dosis muy altas, el selenio puede resultar tóxico.

Estudios anteriores han sugerido que el selenio puede ayudar en la prevención del cáncer, si bien esta utilidad no está libre de controversia. La evidencia de las pruebas realizadas por la “Nutritional Prevention of Cancer” sugiere que la suplementación de selenio reduce el riesgo de cierto tipo de cáncer de próstata, pero la efectividad en otros tipos de cáncer no ha podido comprobarse.

En un estudio que se publicó ayer en Archives of Internal Medicine, los investigadores estudiaron a 174 pacientes de VIH de los condados Miami-Dade, Broward y Palm Beach

Ahora, un estudio de la Universidad de Miami publicado en “Archives of Internal Medicine”, sugiere que tomar una cápsula diaria de selenio podría detener el progreso del virus de la inmunodeficiencia humana en los pacientes que no presenten problemas gastrointestinales.

Los antecedentes de la investigación se encuentran en una serie de estudios que demostraron que los infectados con VIH con niveles de selenio bajos tenían un mayor riesgo de desarrollar complicaciones en su estado de salud.

El estudio contó con la participación de 174 infectados con VIH de los condados Miami-Dade, Broward y Palm Beach. Todos consumieron niveles normales del mineral en un principio, después, fueron divididos en dos grupos, uno de los cuales tomó a diario una cápsula de 200 microgramos de selenio. El otro grupo tomó un placebo.

Los resultados demostraron que la carga viral de los pacientes que tomaron selenio aumentó en menor proporción comparada con la de los que habían tomado el placebo. Este efecto fue calificado de “asombroso” para un pequeño grupo al que los investigadores calificaron como “favorable al selenio”, que son los pacientes que tomaron suplementos de selenio y experimentaron un notable aumento en la cantidad de selenio hallada en la sangre.

En el otro extremo estuvieron los pacientes “no favorables al selenio”, que fueron aquellos con problemas gastrointestinales, como las diarreas crónicas. Una posible explicación para la falta de resultados en estos enfermos es que precisamente sus problemas gastrointestinales impedían la absorción del selenio.

Algunas fuentes naturales de selenio son: la levadura de cerveza, germen de trigo, mantequilla, ajo, semillas de girasol, nueces, pasas, hígado, riñón, mariscos de concha (como la langosta, almeja y camarón), pescado (salmonete, salmón, pez espada, atún, mero, lenguado, arenque). (Fuente: El Nuevo Herald.com)

vmgc

Opina Opina

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Escándala y Sandoz México presentan campaña “PrEPárate para el VIH”

Los registros de casos de VIH en México comenzaron oficialmente en 1983, ese año se …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *