Cáncer de Ovario epitelial, el más frecuente

Enemigo silencioso que se puede prevenir

Por: Dennys Zamora, con información y colaboración del programa de Cáncer de Ovario y Endometrio del INCan (COE)

Oncologia.mx.- El cáncer de ovario es el cáncer ginecológico más letal, incluso más que el cáncer de mama y el cáncer cervicouterino. Cualquier mujer adulta podría llegar a tener esta enfermedad. Se calcula que, de cada 100 mujeres, una a dos serán diagnosticadas con cáncer de ovario en algún momento de su vida. Sin embargo, alrededor del 90% de las mujeres con cáncer de ovario son mayores de 45 años y solo el 10% están entre los 20 y los 45 años de edad. Las mujeres que tienen algún familiar, de primer o segundo grado, con antecedente de cáncer de ovario o cáncer de mama tienen mayor riesgo de ser diagnosticadas con esta enfermedad.

En México se estiman 4 mil 963 casos al año (2020) -posicionándose en el sexto lugar- y se calculan 3 mil 38 muertes por cáncer de ovario al año.

Por ello, los médicos de primer contacto deben conocer los signos, síntomas y tener una sospecha alta para reconocer la enfermedad en su etapa temprana, pues las etapas tempranas (etapas I-II) son altamente curables, mientras que las etapas tardías (etapas III-IV) no. En las etapas IIIA y IIIB son mejores las tasas de supervivencia a largo plazo, las etapas IIIC y IV son supervivencias menores a largo plazo. Se recomienda a las mujeres adultas, en especial durante la menopausia, identificar síntomas como son: la colitis, distención abdominal, dolor pélvico y síntomas urinarios. También, deben realizarse cada 6 meses un ultrasonido transvaginal (USG), conocer bien su cuerpo para detectar si hay algún indicio y acudir con un médico capacitado en cáncer de ovario: ginecólogo o gineco-oncólogo.

La principal herramienta diagnóstica es un ultrasonido transvaginal acompañado de un marcador tumoral (antígeno CA-125). Ante la presencia de un tumor de apariencia maligna, y la elevación de este marcador, se debe hacer la referencia rápida a un centro especializado en la atención de pacientes con cáncer, para realizar el abordaje de forma temprana y efectiva.

El tipo de cáncer más frecuente en edad adulta y durante la menopausia es de tipo epitelial y entre estos el más común es el seroso papilar de alto grado; que evoluciona en varios meses y por lo general avanza de etapas tempranas a etapas IIIC-IV en menos de un año. Otro tipo como el seroso papilar de bajo grado es de crecimiento más lento.

Tratamiento del Cáncer de Ovario

El tratamiento del cáncer de ovario es quirúrgico. Se realiza una cirugía llamada rutina de ovario que consiste en realizar una extirpación de ambos ovarios, trompas de Falopio y útero. Además, se realiza la remoción del omento (peritoneo) y la revisión del piso pélvico, la cavidad abdominal, la cúpula diafragmática y las correderas parietocólicas en busca de implantes del cáncer de ovario. Por último, se hace un lavado de la cavidad abdominal y pélvica, por el tipo de diseminación conocida como celómica. Con la cirugía se realiza la estadificación en correlación con el resultado histopatológico y, después, más del 95% de las pacientes operadas pasaran a quimioterapia.

Cuando las pacientes se encuentran en etapa clínica avanzada, aproximadamente la mitad de pacientes IIIC y etapa IV, no se pueden operar de inicio y se remiten a quimioterapia de inducción o neo adyuvante para ser intervenidas quirúrgicamente después de 3 ciclos. Posterior a la cirugía se concluye con la quimioterapia. Todas las pacientes reciben un total de 6 ciclos y no mayor a 8, y son evaluadas para tratamiento blanco molecular.

El abordaje es multidisciplinario. Participan diferentes especialistas, como un cirujano oncólogo, un oncólogo médico, un radio-oncólogo, radiólogo y un gineco-oncólogo; ya que el resultado dependerá, en gran medida, de la experiencia de los involucrados. Las pacientes sometidas a este procedimiento no pueden volver a tener hijos. En los casos de mujeres jóvenes que se encuentran en edad fértil y, en quienes se detecta un tumor temprano, pueden ser candidatas a una cirugía preservadora de fertilidad. Esta consiste en intentar preservar el útero y un ovario, con la intención de que se pueda lograr un embarazo.

Te puede interesar…

https://oncologia.mx/2022/06/22/el-departamento-de-enfermeria-una-parte-vital-del-incan/

Principales causas del Cáncer de Ovario

Se desconocen las causas específicas asociadas al cáncer de ovario, pero existen diversos factores de riesgo para su desarrollo:

  • Edad frecuente entre 45 y 55 años
  • Estar en etapa de menopausia
  • Antecedentes familiares de cáncer de ovario o mama
  • Haber tenido cáncer de mama
  • Tener endometriosis
  • No haber tenido hijas o hijos
  • Haber recibido terapia hormonal o tratamientos para la fertilidad
  • Estilo de vida sedentario y mala alimentación

El cáncer de ovario hereditario en el mundo tiene una tasa del 15%. Sin embargo, en México es más alta: 33% según el análisis realizado y publicado* por el Programa de Cáncer de Ovario y Endometrio del INCan. Los genes que se encuentran con frecuencia alterados, en familias con cáncer hereditario, son los genes BRCA1 y BRCA2. Una mujer sana con mutación en el BRCA1 tiene un riesgo de desarrollar cáncer de ovario del 40%. En presencia de una mutación en el BRCA2, el riesgo es del 15%. Por esta razón, los antecedentes heredofamiliares, en línea materna o paterna, de cáncer de ovario o mama ameritan que la mujer se vigile estrechamente desde los 35 años.

Conocer los síntomas es fundamental para prevenir el Cáncer de Ovario

La prevención se lleva a cabo con un ultrasonido transvaginal (USG) cada 6 meses y determinación de CA125, o, bien, una cirugía profiláctica, que consiste en salpingooforectomía bilateral en aquellas mujeres con historia familiar de cáncer de ovario o mama a partir de los 35 años en caso de paridad satisfecha.

La enfermedad, en su etapa temprana (etapas I a II), suele causar mínimos síntomas inespecíficos, pero los más frecuentes son: dolor o malestar abdominal e inflamación o distensión abdominal. Estos pueden atribuirse a muchas condiciones diferentes, como gastritis o colitis. Sin embargo, son más comunes, más frecuentes y más intensos en pacientes con cáncer de ovario respecto a otra enfermedad.

Para prevenirlo es necesario enfocarse en reducir los factores de riesgo que aumentan las posibilidades de padecer cáncer de ovario. Por otro lado, se han encontrado acciones protectoras que se asocian con una disminución de la probabilidad de contraer la enfermedad como son: lactancia materna y ligadura de trompas uterinas.

En algunos estudios, además, se ha visto que el uso de anticonceptivos hormonales orales también   disminuye el riesgo de cáncer de ovario. A partir de los 45 años se recomienda la realización de USG cada 6 meses más aún ante la presencia de síntomas de distención y dolor abdominal, descritos como cuadro de colitis. Si esto ocurre más de 12 veces al mes, la realización de USG y CA125 es mandatorio basal cada 6 meses**.

Pese a ello, cualquier mujer mayor de 45 años de edad debe estar enterada y mantenerse alerta sobre las manifestaciones del cáncer de ovario; en principio, el dolor abdominal o pélvico, la distensión o inflamación abdominal y la saciedad temprana. Cuando estos síntomas son recientes (menos de un año), y cada vez más frecuentes (ocurren más de 12 veces al mes), es importante acudir al médico para descartar esta enfermedad.

Ante la sospecha de un tumor maligno, se debe realizar una referencia ágil para una valoración de médicos especialistas en el área e iniciar el tratamiento a la brevedad.


* Gallardo-Rincón D, Álvarez-Gómez RM, Montes-Servín E, et al. Clinical Evaluation of BRCA1/2 Mutation in Mexican Ovarian Cancer Patients, Transl Oncol, 2020.

Gallardo-Rincón D, Montes-Servín E, Alamilla-García G, et al. Clinical Benefits of Olaparib in Mexican Ovarian Cancer Patients With Founder Mutation BRCA1-Del ex9-12, Front Genet, 2022.

** Armstrong D, Alvarez R, Bakkum-Gamez J, et al. Ovarian Cancer, Version 2.2020, NCCN Clinical Practice Guidelines in Oncology, J Natl Compr Canc Netw, 2021

Este, y otros interesantes artículos, acompañados de reportajes; entrevistas y colaboraciones especiales con los más connotados especialistas a nivel nacional e internacional; los puede encontrar en nuestra próxima Edición Especial Multimedia de la Revista Oncologia.mx: “75° Aniversario INCan”, Edición Internacional con presencia Ibero Latinoamericana.

Para saber más…

https://oncologia.mx/2022/06/23/todos-juntos-somos-incan-dra-erika-betzabe-ruiz-garcia/

Acerca de Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

A nivel mundial se registraron más de 604 mil nuevos casos de cáncer cervicouterino

Ovario.mx .-De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud el cáncer de cuello uterino …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *